• El Movimiento Ríos Vivos Antioquia se reunirá en Ituango para la conmemoración “Cañoneros y cañoneras contra el olvido”, donde exigirán que se acelere la búsqueda de personas desaparecidas en los municipios afectados por el proyecto de Hidroituango.
  • Según el Observatorio de Memoria y Conflicto del CNMH, desde 1958 hasta la fecha se presentaron 110 masacres y 2.435 personas desaparecidas en los 19 municipios afectados por Hidroituango.
  • Las comunidades denuncian que, tras el llenado del embalse, el río Cauca cubrió lugares donde podrían estar los cuerpos de cientos de personas desaparecidas.

La memoria de los 19 municipios afectados por las obras, inundaciones y crecientes súbitas generadas por Hidroituango, en Antioquia, está en riesgo. Desde abril pasado, una creciente del río Cauca generó una emergencia ambiental y humanitaria que aún no se resuelve. Decenas de personas que vivían en las riveras tuvieron que abandonar sus casas, y se ordenó el llenado del embalse de manera urgente. Esto profundizó una problemática que desde el 2011 venía denunciando el Movimiento Ríos Vivos Antioquia: bajo el agua quedaron fosas comunes y sitios de enterramiento, en donde podrían estar los cuerpos de cientos de desaparecidos del conflicto armado colombiano.

Los días 1 y 2 de noviembre, los miembros de Ríos Vivos Antioquia se reunirán en Ituango para conmemorar su lucha y seguir exigiendo los derechos que, insisten, les están vulnerando con la construcción de este megaproyecto. Harán un llamado a la defensa de la vida, porque este año han asesinado a dos de sus miembros: Luis Alberto Torres y  Hugo Albeiro George Pérez y otros han recibido amenazados; a la tierra, porque muchos se tuvieron que desplazar por la construcción de la megaobra; al trabajo, porque algunos han tenido que dejar la pesca y el barequeo; a la cultura, porque aseguran que se perdió la relación ancestral con el bosque y el río; a la libertad de asociación y a la expresión, porque dicen que han sido estigmatizados, señalados y discriminados; y a la verdad, porque insisten en que la construcción de la represa obstruye la posibilidad de exhumnar los cuerpos y las investigaciones de la Fiscalía van muy despacio.

Según el Observatorio de Memoria y Conflicto del Centro Nacional de Memoria Histórica, entre 1958 y 2018 se presentaron 110 masacres y 2.435 personas desaparecidas en los municipios de la zona de influencia de Hidroituango, entre ellos: Santafe de Antioquia, Liborina, Olaya, Buriticá, Sabanalarga, Peque, Toledo, Briceño, San Andrés de Cuerquia, Yarumal, Ituango, Valdivia, Tarazá, Cáceres, Briceño, Caucasia y Nechí, en Antioquia. Un gran número de esas víctimas, fueron arrojadas en el cañón del río Cauca en medio de las confrontaciones entre los frentes 18, 36 y 5 de las Farc, los bloques Mineros y Metro de los paramilitares, el Ejército y la Policía.

En enero de este año, una comisión de abogados, activistas y representantes de organizaciones sociales, recorrió el territorio y advirtió que allí existían fosas comunes con los cuerpos de personas sin identificar y víctimas de desaparición forzada. Llenar la represa, explicaron los integrantes de la misión conformada por el Movimiento Ríos Vivos y el Colectivo de Abogados José Alvear Restrepo, causaría “la pérdida irremediable de los cuerpos de las víctimas que se presume que se encuentran en el cauce, la ribera y zonas aledañas al río”. Pero esas advertencias no fueron atendidas y la tragedia de abril aceleró el llenado del embalse.

Durante una audiencia pública en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, en mayo pasado, la Fiscalía aseguró que se encontraba investigando 502 casos de desaparición forzada en esta zona (de los cuales apenas tres estaban en etapa de juicio) y señaló, además, que se habían exhumado 159 cuerpos e identificado 85. Pero, según el Movimiento Ríos Vivos, este esfuerzo es mínimo frente al trabajo que queda por hacerse con las víctimas. Por eso, por todos los medios siguen exigiendo que avancen las investigaciones y que, de ser necesario, se desocupe el embalse. Su lucha fue reconocida en septiembre con el Premio Nacional a la Defensa de Derechos Humanos.

Esta conmemoración, llamada “Cañoneros y cañoneras contra el olvido”, arrancará el jueves 1 de noviembre con un performance en la plaza principal de Ituango y luego llegará al Líbano, junto al río Cauca, donde los participantes pasarán la noche. En ese lugar harán un ritual con barcas y velas, y se reunirán alrededor de una fogata para celebrar actividades culturales con música, poesía y cuentería. Esta, será su manera de celebrar y unir fuerzas para seguir trabajando por la memoria y la vida en su territorio.

Publicado en Noticias CNMH

Cuatro personas vinculadas a movimientos sociales han sido asesinadas en lo últimos ocho días: Hugo Albeiro George Pérez y Luis Alberto Torres Montoya, líderes sociales del movimiento Ríos Vivos Antioquia; Duvián Andrés Correa Sánchez, familiar de este último, y Juan Vicente Carvajal Isidro, excombatiente en proceso de reincorporación en la ETCR Martín Villa, donde también hay un colectivo artístico y cultural con el mismo nombre. Las dos organizaciones trabajan con el CNMH en proyectos de memoria y reconciliación.

Desde el CNMH queremos reconocer el trabajo de liderazgo y defensa de derechos humanos y ambientales que ejercen los líderes, lideresas e integrantes de los colectivo Ríos Vivos Antioquia, la Asociación de desplazados del medio Catatumbo (Asodesamec) y la Junta de Acción Comunal en Norte de Santander, así como el esfuerzo y el compromiso retributivo de los excombatientes del Colectivo Artístico y Cultural Martín Villa en Arauca, y los procesos en las demás regiones comprometidos con la construcción de paz territorial, la defensa de la vida y el territorio, y que han venido siendo víctimas por medio de asesinatos selectivos que cada semana cobran la vida de líderes, lideresas, agricultores, barequeros y pescadores.

Hace dos días, el 8 de mayo de 2018, asesinaron a otro integrante de RÍOS VIVOS ANTIOQUIA, Luis Alberto Torres Montoya de 35 años de edad, quien pertenecía a la Asociación de pequeños mineros y Pesqueros de Puerto Valdivia - AMPA articulada al Movimiento Ríos Vivos, junto con un familiar, un joven de 20 años, Duvián Andrés Correa Sánchez, mientras ejercían su labor de barequeo en el sector de El Pescado, Puerto Valdivia, Antioquia. Esto sucede menos de ocho días después del asesinato de otro líder de este movimiento, Hugo Albeiro George Pérez, en jurisdicción de ese mismo municipio.

El Movimiento Ríos Vivos está compuesto por diferentes organizaciones de pescadores, campesinos y mineros artesanales de Santander, Antioquia, Caldas, Huila, Cauca y el Bajo Sinú. Desde hace meses los miembros de esta organización en el Norte de Antioquia, que defiende los derechos humanos y ambientales de las comunidades a lo largo del río Cauca en esa región, han venido denunciando fuertes impactos ambientales y sociales negativos, producto de las crecientes inusuales en el río Cauca que han tapado puentes e inundado viviendas y tierras, así como la sequía por completo de algunos afluentes que ni siquiera en épocas de verano se habían visto tan afectados. Igualmente se han pronunciado y han solicitado ayuda evidenciando la tala irregular de árboles y los derrumbes y taponamientos en diferentes zonas que han sido inundadas, todo esto a raíz de las obras del proyecto de generación eléctrica Hidroituango.

Una de las denuncias más graves que ha hecho Ríos Vivos consiste en que las inundaciones de la represa inhabilitarán definitivamente el acceso a sitios donde hay fosas comunes con cuerpos sin identificar y que se perderá esa memoria tan importante para la comunidad y las víctimas, quitándole a muchas familias la posibilidad de encontrar a sus seres queridos desaparecidos. Su denuncia ha repercutido incluso en el Parlamento Europeo, donde varios parlamentarios abogaron por los desaparecidos que estarían en los predios de Hidroituango y pidieron al gobierno colombiano, en una carta firmada por representantes de 11 países, proteger los derechos de las víctimas del conflicto armado, especialmente las de desaparición forzada, y de las comunidades afectadas por la construcción de la Hidroeléctrica.

El CNMH apoya un proceso de memoria con Ríos Vivos en ese sentido, con el cual se quiere hacer frente a este inminente riesgo de que quede sepultada la memoria del territorio, y acompaña a la organización en su propuesta de hacer recorridos de reconstrucción de la memoria por lugares emblemáticos, rescatándolos como hitos de memoria, haciendo marcaciones territoriales y conmemoraciones en homenaje a las víctimas de la región. A pesar de los esfuerzos de paz y de no repetición, el asesinato de líderes sociales va en aumento y la situación de vulneración de derechos fundamentales en el Bajo Cauca ha llegado a un punto de alerta máxima.

Estos asesinatos se dan en un momento de zozobra para la comunidad que se encuentra preparando una nueva jornada de movilizaciones de protesta a partir de la reducción drástica de las aguas abajo del muro de la represa, tras los derrumbes.

De igual manera, el señor Juan Vicente Carvajal Isidro, excombatiente de las Farc en proceso de reincorporación en el Espacio Territoriales de Capacitación y Reincorporación Martín Villa en Arauca, fue asesinado el 7 de mayo de 2018 cerca del ETCR. Con esta ya son 19 las denuncias de personas acogidas al proceso de reincorporación que han sido asesinadas y un número mucho más grande las que han sido amenazadas. Envíamos un mensaje de rechazo contra estos hechos y reiteramos nuestro compromiso de acompañar procesos como el que se lleva a cabo con el Colectivo Artístico y Cultural Martín Villa, que reafirma la buena voluntad para construir paz en los territorios y contribuir al esclarecimiento y la reconciliación.

Por último, también expresamos nuestra solidaridad con los miembros de la Asociación de desplazados del medio Catatumbo (Asodesamec) y la Junta de Acción Comunal quienes adelantan una iniciativa para construir la Casa de la Memoria de El Aserrío, en el municipio de Teorama, Catatumbo. El CNMH acompaña la consolidación de un espacio de memoria a partir de la implementación de acciones diversas de construcción de memoria que recojan el trabajo que el CNMH adelanta con la comunidad del Catatumbo desde 2016, garantizando la participación de diversos actores, ampliando el universo de expresiones en torno a la memoria y buscando la apropiación social con cobertura territorial, fundamental para la construcción de la paz en la región del Catatumbo.

Los líderes de esta iniciativa se han visto forzados a desplazarse en el último mes hacia otros lugares debido al paro armado impuesto por  actores armados ilegales. Esto no solo ha perjudicado el avance del proyecto de construcción de memoria sino que pone en peligro la vida de quienes impulsan esta iniciativa: “Estamos secuestrados en nuestras propias casas”, expresa uno de los miembros del proyecto.

El Centro Nacional de Memoria Histórica hace un reconocimiento al trabajo de todas estas organizaciones y personas con las cuales además trabajamos en iniciativas de memoria como institución, reafirmando nuestro compromiso de continuar acompañándolos en sus procesos de memoria y esclarecimiento y expresamos nuestra solidaridad y preocupación ante la situación.

¡No están solos!

Cuatro personas vinculadas a movimientos sociales han sido asesinadas en lo últimos ocho días: Hugo Albeiro George Pérez y Luis Alberto Torres Montoya, líderes sociales del movimiento Ríos Vivos Antioquia; Duvián Andrés Correa Sánchez, familiar de este último, y Juan Vicente Carvajal Isidro, excombatiente en proceso de reincorporación en la ETCR Martín Villa, donde también hay un colectivo artístico y cultural con el mismo nombre. Las dos organizaciones trabajan con el CNMH en proyectos de memoria y reconciliación.

Desde el CNMH queremos reconocer el trabajo de liderazgo y defensa de derechos humanos y ambientales que ejercen los líderes, lideresas e integrantes de los colectivo Ríos Vivos Antioquia, la Asociación de desplazados del medio Catatumbo (Asodesamec) y la Junta de Acción Comunal en Norte de Santander, así como el esfuerzo y el compromiso retributivo de los excombatientes del Colectivo Artístico y Cultural Martín Villa en Arauca, y los procesos en las demás regiones comprometidos con la construcción de paz territorial, la defensa de la vida y el territorio, y que han venido siendo víctimas por medio de asesinatos selectivos que cada semana cobran la vida de líderes, lideresas, agricultores, barequeros y pescadores.

Hace dos días, el 8 de mayo de 2018, asesinaron a otro integrante de RÍOS VIVOS ANTIOQUIA, Luis Alberto Torres Montoya de 35 años de edad, quien pertenecía a la Asociación de pequeños mineros y Pesqueros de Puerto Valdivia - AMPA articulada al Movimiento Ríos Vivos, junto con un familiar, un joven de 20 años, Duvián Andrés Correa Sánchez, mientras ejercían su labor de barequeo en el sector de El Pescado, Puerto Valdivia, Antioquia. Esto sucede menos de ocho días después del asesinato de otro líder de este movimiento, Hugo Albeiro George Pérez, en jurisdicción de ese mismo municipio.

El Movimiento Ríos Vivos está compuesto por diferentes organizaciones de pescadores, campesinos y mineros artesanales de Santander, Antioquia, Caldas, Huila, Cauca y el Bajo Sinú. Desde hace meses los miembros de esta organización en el Norte de Antioquia, que defiende los derechos humanos y ambientales de las comunidades a lo largo del río Cauca en esa región, han venido denunciando fuertes impactos ambientales y sociales negativos, producto de las crecientes inusuales en el río Cauca que han tapado puentes e inundado viviendas y tierras, así como la sequía por completo de algunos afluentes que ni siquiera en épocas de verano se habían visto tan afectados. Igualmente se han pronunciado y han solicitado ayuda evidenciando la tala irregular de árboles y los derrumbes y taponamientos en diferentes zonas que han sido inundadas, todo esto a raíz de las obras del proyecto de generación eléctrica Hidroituango.

Una de las denuncias más graves que ha hecho Ríos Vivos consiste en que las inundaciones de la represa inhabilitarán definitivamente el acceso a sitios donde hay fosas comunes con cuerpos sin identificar y que se perderá esa memoria tan importante para la comunidad y las víctimas, quitándole a muchas familias la posibilidad de encontrar a sus seres queridos desaparecidos. Su denuncia ha repercutido incluso en el Parlamento Europeo, donde varios parlamentarios abogaron por los desaparecidos que estarían en los predios de Hidroituango y pidieron al gobierno colombiano, en una carta firmada por representantes de 11 países, proteger los derechos de las víctimas del conflicto armado, especialmente las de desaparición forzada, y de las comunidades afectadas por la construcción de la Hidroeléctrica.

El CNMH apoya un proceso de memoria con Ríos Vivos en ese sentido, con el cual se quiere hacer frente a este inminente riesgo de que quede sepultada la memoria del territorio, y acompaña a la organización en su propuesta de hacer recorridos de reconstrucción de la memoria por lugares emblemáticos, rescatándolos como hitos de memoria, haciendo marcaciones territoriales y conmemoraciones en homenaje a las víctimas de la región. A pesar de los esfuerzos de paz y de no repetición, el asesinato de líderes sociales va en aumento y la situación de vulneración de derechos fundamentales en el Bajo Cauca ha llegado a un punto de alerta máxima.

Estos asesinatos se dan en un momento de zozobra para la comunidad que se encuentra preparando una nueva jornada de movilizaciones de protesta a partir de la reducción drástica de las aguas abajo del muro de la represa, tras los derrumbes.

De igual manera, el señor Juan Vicente Carvajal Isidro, excombatiente de las Farc en proceso de reincorporación en el Espacio Territoriales de Capacitación y Reincorporación Martín Villa en Arauca, fue asesinado el 7 de mayo de 2018 cerca del ETCR. Con esta ya son 19 las denuncias de personas acogidas al proceso de reincorporación que han sido asesinadas y un número mucho más grande las que han sido amenazadas. Envíamos un mensaje de rechazo contra estos hechos y reiteramos nuestro compromiso de acompañar procesos como el que se lleva a cabo con el Colectivo Artístico y Cultural Martín Villa, que reafirma la buena voluntad para construir paz en los territorios y contribuir al esclarecimiento y la reconciliación.

Por último, también expresamos nuestra solidaridad con los miembros de la Asociación de desplazados del medio Catatumbo (Asodesamec) y la Junta de Acción Comunal quienes adelantan una iniciativa para construir la Casa de la Memoria de El Aserrío, en el municipio de Teorama, Catatumbo. El CNMH acompaña la consolidación de un espacio de memoria a partir de la implementación de acciones diversas de construcción de memoria que recojan el trabajo que el CNMH adelanta con la comunidad del Catatumbo desde 2016, garantizando la participación de diversos actores, ampliando el universo de expresiones en torno a la memoria y buscando la apropiación social con cobertura territorial, fundamental para la construcción de la paz en la región del Catatumbo.

Los líderes de esta iniciativa se han visto forzados a desplazarse en el último mes hacia otros lugares debido al paro armado impuesto por  actores armados ilegales. Esto no solo ha perjudicado el avance del proyecto de construcción de memoria sino que pone en peligro la vida de quienes impulsan esta iniciativa: “Estamos secuestrados en nuestras propias casas”, expresa uno de los miembros del proyecto.

El Centro Nacional de Memoria Histórica hace un reconocimiento al trabajo de todas estas organizaciones y personas con las cuales además trabajamos en iniciativas de memoria como institución, reafirmando nuestro compromiso de continuar acompañándolos en sus procesos de memoria y esclarecimiento y expresamos nuestra solidaridad y preocupación ante la situación.

¡No están solos!

Publicado en Noticias CNMH

Más noticias de memoria

  • 1
  • 2
  • 3
Prev Next

Diputados de la Asamblea del Valle asesi…

17-04-2019 Noticias CNMH

Diputados de la Asamblea del Valle asesinados son mártires de la democracia

Como parte del homenaje a los 11 funcionarios, un policía y dos empleados de un medio de comunicación asesinados por... Más información

Se inauguró en Cali ¡Suenan por ti!

12-04-2019 Noticias CNMH

Se inauguró en Cali ¡Suenan por ti!

El pasado 11 de abril, en la Asamblea Departamental de Cali, se lanzó la exposición de memoria histórica ¡Suenan por... Más información

Cooperación y memoria con Los Emiratos Á…

11-04-2019 Noticias CNMH

Cooperación y memoria con Los Emiratos Árabes Unidos

Los Emiratos Árabes Unidos fue el primer país árabe en donar a proyectos de posconflicto y desarrollo social en Colombia. Proyectos de medioambiente, protección... Más información

Life of mines: el rostro de la acción co…

10-04-2019 Noticias CNMH

Life of mines: el rostro de la acción contra las minas antipersonal

Desde el 5 de abril hasta el 5 de mayo estará abierta la exposición. 11.718 personas han sido afectadas por minas... Más información

32 proyectos de víctimas se presentaron …

09-04-2019 Noticias CNMH

32 proyectos de víctimas se presentaron en Bogotá

Desde 2011, con la Ley de Víctimas, cada 9 de abril en Colombia se conmemora el “Día nacional de la... Más información

“Que nos escuchen, conozcan cada testimo…

09-04-2019 Noticias CNMH

“Que nos escuchen, conozcan cada testimonio y se pongan en el lugar de cualquier víctima”

Con motivo del Día Nacional de la Memoria y Solidaridad con las Víctimas, este 9 de abril se reunieron representantes... Más información

Vamos a trabajar con víctimas de todos l…

09-04-2019 Noticias CNMH

Vamos a trabajar con víctimas de todos los colores: Darío Acevedo, director del CNMH

Desde el 9 de abril de 2012, Colombia conmemora cada año el Día Nacional de las Víctimas por mandato de... Más información

Colombia tiene la primera selección de f…

09-04-2019 Noticias CNMH

Colombia tiene la primera selección de fútbol con prótesis del mundo

*La única selección nacional de fútbol con prótesis del mundo reúne a miembros activos y retirados de la Fuerza Pública,... Más información

La memoria histórica se metió a las aula…

27-03-2019 Noticias CNMH

La memoria histórica se metió a las aulas universitarias

El sector académico está jugando cada vez un papel más importante en la reconstrucción del conflicto armado colombiano: no solo... Más información

Cine + Memoria

“Canaán, templo y cuna de campesinos”

“Canaán, templo y cuna de campesinos”

01-03-2019 Cine + memoria

“Los que nos quedamos aquí no supimos lo que sufrieron los que se fueron. Y los que se fueron no supieron lo que vivimos los que nos quedamos aquí, aguantando la violencia”, dice un habitante de Canáan, municipio de Chibolo,...

JoomShaper